BlueStacks: Emulador de Android para Windows y Mac

Aunque se han podido ejecutar aplicaciones de Android en ordenadores desde casi los inicios, gracias a las máquinas virtuales incluidas en los entornos de desarrollo, hay que reconocer que el proceso no era cómodo, ni tampoco estaba al alcance de cualquiera. Afortunadamente, esto se ha ido simplificando, y con el tiempo han aparecido soluciones tan interesantes como BlueStacks.

El proceso es muy sencillo: bajamos la aplicación de la web, la instalamos -este proceso a veces tarda un poco-, y después de inicializarse, nuestro ordenador básicamente se convierte en una tablet Android.

A partir de este momento, podemos usar WhatsApp sin necesidad de tener enlazado en móvil, o uno de los miles de juegos que están disponibles en Android, ya que funcionan aproximadamente el 86% de los mismos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.